07/08/2022

El neoliberalismo no nos quiere

El neo liberalismo lo que busca es producir bienes desde una tecnología que hoy no necesita de mucha gente.

Por: Juan Manuel García Escalada (Docente, Psicólogo Social, Sexólogo Social)

“Con los maestros, NO”.

Mex Urtizberea

Tú, que estás seguramente leyendo esto, te preguntarás si no se estará exagerando.
No es una ocurrencia. Ni un antojo de un tema a elección para escribirlo.

Como lo hizo grafiti un preso en su celda “Los más sorprendente sigue siendo la realidad”.

No otra cosa (lo de sorprendente) es escuchar, y no se ruborizó, decir a una ministra de educación que quienes se dedican a la docencia es porque han fracasado en otras áreas profesionales.

Y esas “boutades”, de un modo o de otro, salen, también, “sin decirlo” de otras antojadizas voces ministeriales.

Y como los niños y adolescentes hacen lo que actúan (de palabra y hechos los adultos) te contestan:
– Pero si usted tiene un sueldo de pobres. ¿qué es lo que podemos ver nosotros en el estudio?
My God!!!!

Siempre he visto y luego lo he experimentado en lo personal, lo arduo que es el trabajo ante una cantidad de alumnos que vienen de entornos completamente disímiles unos de otros.

En un ir y venir de horas cotidianas pensando en tal o cuál modo, y libros que no se pueden comprar, y cursos que no te permiten realizar por trabas burocráticas de horarios como si todo ello no redunda luego en el aula y en el niño y en el joven.

Esa desvalorización del que está frente a un aula con cantidades de alumnos que exceden lo correspondiente a lo correcto en cuanto a cantidad a enseñar, va produciendo un crescendo que se manifiesta en tensiones dialectales, y en análisis que parten de ver una realidad totalmente distinta a un sistema burocratizante que trata de imponer un modo de enseñanza a través de estructuras que siguen siendo de antaño.

En busca de sentido

Realidad y virtualidad han conformado un nuevo uso del tiempo, del espacio y del sentido del saber.

Sumado a esto, lo que trae, en este momento actual de un neoliberalismo tecnológico, la creación de nuevas subjetividades, y que el otro/a no sea un rostro real que mira y dialoga, sino un fantasma, símil real presencia, confundiendo la enseñanza con normas de lo que debe ser enseñar en un aula, bajadas de estamentos de intelectualidades desconectadas de lo real que muestra la realidad que nos circunda.

(Pobre Sócrates no podría haber sido tan brillante reunido con los alumnos en cualquier Ágora porque no tenía programaciones establecidas, qué hubiera sido de Platón, de Aristóteles…).

Ese neoliberalismo que de la educación emocional (tan necesaria) la transforme en una manipulación de auto-explotación, donde la responsabilidad siempre es el del docente.

Escribe el filósofo Byung –Chul Han: “El nihilismo es un fenómeno del siglo XXI. Es fruto de las distorsiones patológicas de la sociedad de la información…La información circula ahora, completamente desconectada de la realidad, en un espacio hiperreal”.

Esta etapa del neoliberalismo donde se quiere llevar modelos corporativos de producción donde se dañan a las personas en los valores psico-socio culturales. En una escuela no se produce. Hoy más que nunca, se tiene que enseñar a interpretar. Se debe enseñar a SER.

Expresión de un exdiputado: Tenemos que enseñarles a vivir como normalidad en la incertidumbre. Es cierto que nada es seguro y lo único constante es el cambio, pero otra es desproteger a un ser humano desvalorizándolo en su persona ser e impedir su potencialidad creadora de vida.

Esquemas que se repiten

Hace falta nueva mirada en lo directivo, en lo que respecta a encuadrar una institución escolar, para interpretar coherentemente las verdaderas necesidades actuales de lo que es educar. Ya no vivimos en una sociedad disciplinada sino en una que es de Vigilancia. Un ejemplo: Donde se perdió la Intimidad y se la cambio por Extimidad.

Cuando un niño, un adolescente llega a la escuela carece de miradas del otro/a. No sabe escuchar y se acostumbra a Ver sin Mirar.

Porque su mundo está anclado, aunque parezca en movimiento, en un aparato de acercamientos y miradas cuasi-reales que sin darse cuenta lo ficcionaliza en un entramado de subjetividades que lo dislocan en lo real.

Entonces, ¿por qué el No cambio en las estructuras educativas que se repiten en décadas tras décadas?

El neo liberalismo no nos quiere porque, desde su mirada tecno-financiera, se ha separado de lo político-ideológico; y lo que busca es producir bienes desde una tecnología que no necesita de mucha gente.

Por ende, el trabajo como lo conocimos ya no existe y se deposita el saber en una mirada tecno visual carente de empatía.

Educación más que nunca

Colonizada esta influencia se la ve en los partidos políticos. Lo observamos, por ejemplo, en partidos políticos que dicen ser acompañantes de las sociedades. Y que se habla en dejar más de un millón de personas sin trabajo y que éstas son en su mayoría docentes, seguridad y salud… la pregunta: ¿dónde estamos parados?

Cuando hoy, más que nunca, se necesita de una inversión constante en la educación para tomar conciencia, fundamentalmente, para enfrentar el temblor de un hermoso planeta que no sabemos cuidar.

Esa educación que debe preparar para nuevos cambios de relaciones sociales y culturales y de producción ya que el capitalismo salvaje no tiene salida de este modo y lleva a la destrucción del ser humano.

No es exclusivo de nuestro país el ataque constante a la docencia. Se viene repitiendo en todos los países, salvo que nuestros informativos callan hablando hacia derivaciones secundarias que embotan el cerebro junto a la invasión masiva de noticias falsas que circulan por las redes sociales.

¿Intentaremos comprenderlo o preferiremos morir por preservar una existencia de explotación y miseria humana para creer que éste es el único modo de vivir con relación al Capital?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.